Hondarribia

Hondarribia junto con Donostia San Sebastián y Biarritz, es uno de los puntos turísticos más relevantes de la costa vasca. Situada en la desembocadura del río Bidasoa hablamos de una ciudad muy bien comunicada. Cuenta con aeropuerto y a escasos kilómetros la estación internacional de Irun y Hendaia. Además dispone de una buena red de carreteras que la comunican con el resto del territorio y con Europa.

Su clima atlántico se caracteriza por inviernos y veranos suaves que unido a las magníficas infraestructuras hoteleras y deportivas la hacen una ciudad muy atractiva para el turismo. Hondarribia dispone de un importante patrimonio, herencia de una rica historia y que atrae a numerosos visitantes, siendo una de las pocas plazas fuertes aún en pie del País Vasco.

Sus imponentes murallas, gran parte de ellas en pie y en constante proceso de recuperación, le confieren una especial fisonomía, evocando su pasado épico e impregnando cada rincón de aromas, sabores y sonidos que nos transportan a otras épocas. Hondarribia como villa históricamente marinera cuenta con un barrio de pescadores en un enclave maravilloso que le confieren de una personalidad sin igual.

Hondarribia ofrece a sus visitantes y ciudadanos, una gran variedad de actividades populares durante todo el año donde destacan el Alarde y las muy sentidas procesiones de Semana Santa como representación máxima del patrimonio inmaterial de los hondarribiarras, sin olvidarnos de otras expresiones culturales como el Festival de Blues… donde la ciudad se convierte en un hervidero de gente.

a